agricultura3.jpg

Para volver a tener frijoles

1 1 1 1 1 1 1 1 1 1 Valorar 0.00 (0 Votos)


Nos quedamos sin frijoles en Cuba en la pasada cosecha y su precio en la calle provoca escalofríos. El estado ha garantizado la cuota normada de granos pero evidentemente no alcanza. Más de 3 mil hectáreas fueron afectadas solo en Villa Clara por el ya célebre Megalurothrips usitatus o trips de la flor del frijol. Por eso comparto en el Portal del ciudadano Soy Villa Clara el interesante material publicado en su cuenta de Facebook por la ingeniera agrónoma Ileana Herrera, especialista del departamento provincial de Sanidad Vegetal.
Invito a cada productor a leerlo con atención para que salve su cosecha.
TRIP 1
“El trips de las flores del frijol, es un insecto pequeño de color negro, alargado, con dos áreas más claras en las alas. Las hembras son de mayor tamaño y de color más oscuro que los machos. Las larvas de primer estadio son de color amarillo mientras que las de segundo estadio son de color anaranjado. Ocasiona daños en hojas, flores y vainas. Se presenta en cualquier etapa del ciclo del cultivo pero el período más susceptible de las plantas de frijol ocurre desde la germinación hasta el inicio del desarrollo de las vainas. Este dañino insecto se hospeda en : frijol común, haba de lima,  tomate, frijol de carita, habichuela, garbanzo, maní, soya, gandul, canavalia, pepinillo cimarrón y piñón florido entre otros cultivos. Las hembras, que son capaces de reproducirse sin necesidad del macho, ponen los huevos en el mesófilo de las hojas y en las flores; al emerger las larvas se alimentan fundamentalmente de las hojas, succionando la savia de hojas y flores. La prepupa y pupa no se alimentan, son inmóviles y se desarrollan en el suelo.  Ahora bien, vayamos a lo más importante.

¿Cuáles son las medidas preventivas para enfrentar la plaga? Lo primero que debemos hacer es realizar una adecuada preparación de suelo para destruir los restos de cosecha, sembrar a partir del 1 de septiembre teniendo en cuenta los cultivos colindantes y eliminar las malezas en el borde de los campos. Es vital mantener el cultivo libre de malezas por un período de 30 días como mínimo, hacer uso de barreras vivas de maíz y sorgo en la que se hospedan los enemigos naturales del trips, colocar trampas con pegamento, las que pueden ser de color azul, amarillo y blanco y realizar el monitoreo sistemático de la plaga para su detección oportuna, con énfasis en la etapa de prefloración y floración. Una vez detectada la plaga, informar a los técnicos de la base productiva y de las Estaciones Territoriales de Protección de Plantas. Para el control de la plaga se recomienda aplicar el Manejo Integrado de Plagas según lo orientado en la estrategia de protección fitosanitaria, tratar la semilla con un insecticida sistémico, realizar en la plantación tratamientos con agentes de control biológico, insecticidas naturales. El insecticida químico, que el país hace un esfuerzo por garantizarlo, se aplicará sólo en casos de altas poblaciones en la etapa más susceptible del cultivo”.
El trip no le podrá ganar la batalla este año a los campesinos y el frijol, tan demandado por los cubanos deberá regresar a nuestras cocinas.

Pin It

Escribir un comentario

Para comentar recuerde:
1- No utilizar palabras obsenas u ofensivas.
2- Que su comentario debe tener relación con el tema.
Los comentarios que no cumplan las políticas anteriores serán despublicados.